El estudio

¡Una caja blanca llena de luz!
 
El estudio será vuestro hogar por unas horas y aquí tengo todo lo que necesitáis. 
Una butaca, un tentempié... ¡Una buena sesión empieza por unos papás relajados y predispuestos!
 
Empezaremos la sesión con el pequeño de la casa y después iremos sumando, 
cada detalle cuenta, de eso me encargo yo. 
 
Aquí tengo todo lo necesario para todas las sesiones, desde mantitas, gorritos y cestos, 
al equipo fotográfico necesario para llevarlas a cabo. 
 
¡Dejaros llevar por el momento! 
Será único e irrepetible, serán vuestros recuerdos. Vuestro gran tesoro.